uhr online relojes para blogs

Mi Diario

NO ABANDONES

12 de noviembre de 2017. Domingo.
NO ABANDONES

¿Detrás de la puerta?, en Mula. F: fotVi

-Ayer me levanté pensando en el hospital: a un  tiempo lugar de dolor y de esperanza, me dije. El dolor queda dentro de los muros del centro, donde es lamento y bostezo, y la esperanza, fuera, donde andan los sueños y los proyectos. O la libertad. Porque la realidad nos dice que se es libre fuera de la jaula. Dentro, solo se puede soñar, o, en todo caso, caerse al fondo de la nada, donde están los detritos. Voy, con José Luis y Antonio, a visitar a Juan Fernández, al que se le nota en su aspecto la cólera del hospital perfecto. Todo hospital es una combinación de ira y de fe, de expectación silenciosa abierta al asombro. Todo es susurro en el hospital: desde las batas del personal sanitario hasta la enfermedad misma. La enfermedad se susurra, no se dice. Anda por los pasillos de esta jaula de clausura, como un pájaro atemorizado, al que le diera pudor volar. Y el dolor está -pájaro sangrante- al otro lado de cada puerta a la que te asomas. El enfermo, en la cama o en el sillón, ligado a los muchos cables -cordón o cordones umbilicales- que mantienen en activo su vida, con dudas no obstante. Y los familiares con el titubeo de la plegaria en los labios o la mirada perdida en los ojos. Sin embargo, andando por estos pasillos, Diario, parece que oigo el verso de Adam Zagajewski, que musita: «Habla más suave. No abandones la poesía». Lo oigo, y se lo digo a Juan, mi amigo (18:25:08).

0 Comentarios



Añade un Comentario:
Tu nombre:
Tu e-mail: (opcional)
Emoticonos: smile wink wassat tongue laughing sad angry crying 
Captcha