uhr online relojes para blogs

Mi Diario

NO JUGAR A NADA

1 de julio de 2018. Domingo.
NO JUGAR A NADA

El sol sigue saliendo, en Torre de la Horadada. F: FotVi

-Me encuentro con el mes de julio entre las manos, lo miro, lo estudio, lo huelo, y, por fin, concluyo que lo temo. Julio es un mes caluroso, desagradable, con calor de termómetro desatado, achicharrador. En julio, los pájaros callan, se abanican con las hojas de los árboles, vuelan a beber agua a cualquier charco, regresan a casa, y, entre suspiros, dormitan. Después de no jugar a nada, España pierde ante Rusia en los penaltis, y bajo un manto de lluvia; de lluvia o de lágrimas, las de Ramos. Solo que los cocodrilos también lloran. Nada se puede hacer, cuando no se hace nada. Yo no sabía que al fútbol se juega a no jugar, a no ser, a no estar, o a estar cansado, como hastiado -una flor mustia en un florero-, que así he visto yo a este equipo de famosos y tatuados, sin nervio y sin alma, como una mala caricatura de sí mismos. He leído en algún sitio: «España es un horror»; y no: «España es un error». En Luzhniki, Diario, y como diría Don Quijote, España, con la cabeza, ha perdido la celada y el morrión, y ha quedado hecha -la selección- un Rocinante «con más cuartos que un real y más tachas que el caballo de Gonela». Gonela, por cierto, fue un bufón (20:14:26).

0 Comentarios



Añade un Comentario:
Tu nombre:
Tu e-mail: (opcional)
Emoticonos: smile wink wassat tongue laughing sad angry crying 
Captcha