uhr online relojes para blogs

Mi Diario

CORAZÓN DE ALCACHOFA

24 de noviembre de 2015. Martes.
CORAZÓN DE ALCACHOFA

Fe de la debilidad, en el jardín. F: FotVi

-Destapo un bote de corazones de alcachofa en conserva y, una vez destapado el bote, el primer corazón que aparece respira hondo y dice: «¡Por fin, por poco me ahogo!» Alcachofas en bote, o naturaleza encarcelada, entre rejas tontas de lata. E igual que los corazones de la alcachofa, Europa, por miedo a su debilidad espiritual, se ha encerrado a sí misma en su capital, Bruselas. Europa, en Bruselas, donde viven el poder, y la gloria, y la mentira (o la bastarda política), tiritando de miedo, como un niño sirio sin patria y con frío en una frontera de alambradas. En Europa arde la política y el dinero y el dominio, y se hiela el mundo, de guerras, de miedos, de huidas. Europa despierta del sueño de la molicie, del bienestar, del despilfarro egoísta, del pensar que la libertad no cuesta sudor y lágrimas, y de un espíritu sin alas, espíritu de roca, y se topa con la guerra a la altura de sus calles, de sus escuelas, de sus lugares de diversión, a la altura de su carencia de valores. Y tiene miedo, y echa el terror a la calle en sus policías y en sus ejércitos para tapar el otro terror, el de la muerte que acecha en fusiles kalachnikov o en suicidios con bomba adosadas al cuerpo de crueles «mártires» del odio. Miedo en Europa, todo el miedo del mundo, porque el miedo es libre, más que la libertad, y asusta, y debilita. Pero como decía George Orwell: «Es imposible fundar una civilización sobre el miedo (…), no perduraría». Es más fuerte la fe y la justicia, Diario, que cualquier otra arma del miedo (20:12:44).

0 Comentarios



Añade un Comentario:
Tu nombre:
Tu e-mail: (opcional)
Emoticonos: smile wink wassat tongue laughing sad angry crying 
Captcha